Piden a Dios que maestros acudan a clases

Piden a Dios que maestros acudan a clases

29 abril, 2019 No Por REDACCION

La Arquidiócesis de Oaxaca llamó este domingo a sus fieles a pedirle a Dios porque los maestros “abran las escuelas” y para que “estén frente a los alumnos”, en la víspera de la reanudación de las actividades académicas tras las vacaciones de Semana Santa y ante los amagos de la Sección 22 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) de llevar a cabo movilizaciones y paros de labores para protestar en contra de la reforma educativa.

Luego de interceder por niños, adolescentes y jóvenes para que acudan a las aulas con “alegría” y “gozo”, el arzobispo, Pedro Vázquez Villalobos, solicitó orar para que los docentes cumplan con sus labores y “estén frente a los alumnos” y les transmitan “enseñanzas”.

El pasado 10 de abril, la CNTE anunció un paro de laborales de 48 horas y diversas movilizaciones para los próximos primero y dos de mayo para repudiar la aprobación de las modificaciones a la Ley de Educación promovidas por el presidente Andrés Manuel López Obrador.

“Pidamos por nuestros maestros para que abran la escuela, para que abran los salones, para que estén frente a los alumnos y les transmitan esas enseñanzas; pidamos por nuestros maestros, pidamos por todos nuestros niños, adolescentes y jóvenes, para que en las escuelas y universidades disfruten de este tiempo y gocen aprendiendo”, dijo el prelado, durante la homilía dominical, realizada en la Catedral metropolitana.

A los infantes les pidió regresar a los centros escolares con alegría, para que adquieran los conocimientos que necesitan y aprendan a convivir con personas de su edad.

Al dirigirse a los padres de familia, los llamó a sobreponerse al cansancio de su labor, pues en el futuro sus hijos les agradecerán el esfuerzo hecho por ellos.

Por enésima vez y antes concluir su sermón, Vázquez también llamó a la feligresía a ser portadora de paz desde sus hogares, con el objetivo de que cese la violencia y haya estabilidad en las comunidades de la entidad.

Actualmente, Oaxaca registra sus niveles más altos de asesinatos de la última década.