Urgen medidas de reactivación económica para mitigar impacto de Covid-19 en México

El Gobierno federal al igual que sus estados requieren diseñar planes de reactivación económica que sean suficientes y estén alineados a las necesidades que surgen de la emergencia sanitaria, urgió el Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO).

Así mismo, demandó no dar continuidad a sus proyectos previstos antes de la contingencia, ni de plantear acciones que se harán efectivas hasta el final de la pandemiae ante el impacto económico por el COVID-19.

Así mismo, puntualizó que por esta contigencia, los gobiernos estatales han implementado planes de reactivación económica para ayudar a familias; sin embargo, el IMCO indicó que si bien estas acciones son necesarias, su éxito e impacto a lo largo del tiempo dependerá de los mecanismos y características con que los apoyos se hacen llegar a la población.

Según un estudio elaborado por el Instituto Mexicano para la Competitividad entre las medidas más frecuentes anunciadas por los gobiernos locales están los créditos y apoyos fiscales para pymes, así como la entrega de despensas y transferencias directas para consumo de las familias, seguidas de apoyo a personas en desempleo.

No obstante, el IMCO refirió que es necesario diseñar un plan de reactivación económica integral que contemple un amplio abanico de apoyos y que éstos no solamente se limiten a una sola actividad o acción.

Para ello, los especialistas de la organización refirieron que es necesario identificar las necesidades más urgentes de la población según sus características sociodemográficas, vulnerabilidad ante la emergencia y la estructura económica local, además de diseñar las acciones para que la gente no tenga que salir a la calle por necesidades económicas.

Asimismo, ampliar la capacidad de los apoyos ya existentes, coordinar el trabajo entre los Ejecutivos locales con sus congresos para agilizar el proceso de búsqueda de mecanismos de financiamiento y reasignación presupuestaria.

También es imperativo transparentar el uso de los recursos, por medio de tener el control de los padrones de beneficiarios para evitar actos clientelares, malversación de recursos y actos de corrupción.

Finalmente, el Instituto consideró que los gobiernos estatales deben enfocar sus inversiones en servicios de agua, saneamiento, acceso al sector salud y otros servicios públicos para reducir el riesgo de propagación del virus y el número de contagios.

Comparte esta noticia en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Pin on Pinterest
Pinterest
Share on LinkedIn
Linkedin