Breaking News

Sin empleo ni domicilio fijo, así burlan deudores alimentarios la ley; crece lista

0 0

Evlin Aragón/Zona Roja.

“Mi denuncia penal y mi demanda de pensión alimenticia en contra de Israel Enrique Gallegos Soto está atorada desde 2018 porque él carece de un empleo formal y un domicilio fijo”, refiere Nadia A., periodista oaxaqueña que ha decidido romper el silencio y denunciar al deudor alimentario.

A través de sus redes sociales agradeció a quienes recientemente compartieron la publicación emitida desde el perfil de Facebook Deudores Alimentarios Oaxaca, en la que se pone en evidencia que Israel Gallegos, quien además aspiró a la presidencia municipal de Matías Romero por Unidad Popular, no ha cumplido con la obligación hacia su hija, desde hace nueve años.

La periodista, comprometida con la perspectiva de género, aseguró que ahora forma parte de las mujeres que perdieron la vergüenza y el miedo para exponer a quienes abandonaron a sus hijas e hijos, así mismo explico que no se trata de de si las mujeres pueden solas, sino de un asunto de derechos, dignidad y justicia.

El caso de Nadia está lejos de ser el único, sin embargo, el deudor que denuncia sigue el mismo modus operandi que otros, quienes declaran ante un juez que no tienen empleo para poder contribuir en la manutención de sus hijas e hijos, o peor aún no refieren un domicilio fijo donde la autoridad judicial pueda notificarlos.

Tal es el caso de Miguel Vicente Suárez Flores, quien de acuerdo con la denuncia publicada en redes sociales renuncia a los empleos, coludido con sus jefes, para no pagar la pensión de sus dos hijos, desde hace siete años

“Esta es una sabandija cuyo cinismo lo ha llevado ya a ocupar primeras planas en periódicos y sigue burlando la ley. Es un vividor de las mujeres y renuncia a los trabajos, coludido con sus dueños para no pagar pensión alimentaria de sus dos hijos. Lleva siete años de evadir la ley. Una piltrafa humana”, refiere la publicación.

Mientras que Eginardo Julián Juárez Palma se fue a vivir a Salina Cruz y dejó en la indefensión a Verónica, una niña con leucemia linfoblástica aguda tipo B; actualmente está desaparecido y no se le ha podido notificar acerca de la demanda que ha emprendido Rocío, madre de la menor quien ha solicitado el apoyo de la ciudadanía para cubrir los gastos que genera la atención médica de su hija.

Otro de los deudores alimentarios que se esconde y no cumple con su obligación es Brayan Maldonado Munguía, sobrino del ex diputado local Gerardo Henestrosa, quien ahora vive en la Ciudad de México, a donde se trasladó justamente para evadir con su responsabilidad desde hace cuatro años.

“Este cobarde prácticamente se fue por los pañales y no regresó. Vive en #CdMx aunque es oriundo del #Istmo. Trabaja para #Prada y está demandado, aunque se esconde y no lo han podido notificar a esta rata. Se le olvidó que tiene una hija de seis años a la que hace cuatro años no le manda ni un peso”.

Con el mismo modus operandi se ubica a Rubén Martínez Zarate, a quien la madre de sus dos hijos busca, aún sin éxito, para notificarlo sobre la demanda interpuesta.

La lista de deudores alimentarios no hace más que crecer, incluyendo a Alberto Hernández Morales, Luis Felipe Jiménez Sánchez, Roberto Pacheco Ibáñez, José de Jesús Acevedo Bautista, Sebastián Chávez Regino, Jacobo Alberto García Pinón, César Alberto Hernández, Mario Gerardo Carreño, quien cerró su perfil de Facebook y abrió al enterarse de la denuncia.

Asimismo, Soither Cruz Vera, Faustino Hernández Vásquez, Luis Ramiro Cruz Hernández, Orlando Mendoza Solano, Andrés Cruz Martínez, Manuel Mendoza Bautista, Ricardo Alí Aquino Díaz, Leobardo García Jacobo, Alejandro Uriel García Hernández, David Narciso Farías, José Ángel Trumpetaz, Harley López Flores, Edwin David Álvarez Aguilar y Héctor Velasco García.

Diego Enrique Moreno Pacheco, Ulises Reyes Cortes, César Elí Sánchez Domínguez, Héctor Eduardo Sánchez Cuevas, Jorge Torres Villaseñor, Jesús David Hernández Ríos, Rigoberto Pinacho Pérez, Sebastián Gregorio Pérez Texis, Jorge Arturo Aportela Ramos, Carlos Miguel Martínez Rasgado, Edgar Martínez Velasco, y Alan Gabriel Zurita Reyes.

Debido a que el patrón de desaparecer y no dar la cara se repite una y otra vez, las activistas han solicitado ayuda de la ciudadanía para dar con el paradero de los deudores alimentarios, a quienes acusan de delincuentes por no querer hacerse responsables de las infancias.

“Se buscan deudores alimentarioS. Son los delincuentes que nos compartieron madres que no les han podido notificar porque no tienen domicilio fijo y se la pasan escondiéndose como ratas”. Este sábado, el tendedero de deudores alimentarios se realizará en la ciudad de Juchitán de Zaragoza por lo que se espera que las denuncias públicas siguen incrementando.

Happy
Happy
0 %
Sad
Sad
0 %
Excited
Excited
0 %
Sleepy
Sleepy
0 %
Angry
Angry
0 %
Surprise
Surprise
0 %