Breaking News

Opinión. Alberto Esteva y su estela de fracasos

0 0

Ismael García M./Zona Roja.

Oaxaca de Juárez, Oax., 9 de agosto de 2021.- ¿Cuándo se afilió al Partido Morena? Nadie sabe ni cuándo dejó la casaca del Movimiento Ciudadano, pero ahora dice que tiene aspiraciones de ser candidato a gobernador de Oaxaca. Legítimo deseo de Alberto Esteva Salinas, sólo que su pasado de fracasos lo persigue.

Ando “en el territorio oaxaqueño, sábados y domingos, escuchando, reflexionando con quienes quieren un cambio, una transformación en el estado de Oaxaca. Yo sostengo que esto es posible si nos lo imaginamos y veo que están las condiciones dadas, aspiro a ser candidato a gobernador, hay un proceso interno del movimiento que yo formo parte, que es la 4T, es el momento que Oaxaca sufra un proceso de transformación, de cambio verdadero”, declaró el pasado fin de semana.

Licenciado en Relaciones Internacionales, en sus inicios era más conocido por su incursión en el ramo restaurantero, con “Las Campanas”, en San Felipe del Agua, sitio preferido por los políticos de los 90, para reuniones, eventos y convivios.

Priista de muchos años, presume una trayectoria política y administrativa de 35 años, pero en su mayoría en cargos públicos menores, irrelevantes, fuera del estado.

En Oaxaca, se distanció de José Murat apenas éste asumió la gubernatura; optó por refugiarse con Gabino Cué Monteagudo, cuando éste ganó la alcaldía de la capital por el Convergencia.

DESEMPEÑO GRIS

Pero la mayor parte de su carrera política la realizó en la Ciudad de México, iniciada con el respaldo del ex gobernador interino Jesús Martínez Álvarez, priista también.

Gris y criticable su desempeño en varios cargos, entre ellos director de transporte de la Ruta 100, donde se presume incurrió en un desfalco.

Diputado federal plurinominal en la LX Legislatura, después de ello intentó probar suerte en Oaxaca, precisamente a raíz de la creación del Partido Convergencia.

Presume en su currículum haber fungido como coordinador de Asesores del Comisionado Nacional contra las Adicciones; director de Enlace de Medios de comunicación en Provincia, por parte de la Secretaría de Gobernación; Subdirector de Información; Coordinador de Información y Difusión de la Dirección General de Investigación y Seguridad Nacional, de la Secretaría de Gobernación.

De su escasa incursión política en la entidad, su mayor participación fue en el gabinete de Gabino Cué, 2013 a 2015, como secretario de Seguridad Pública; luego de ser corrido, devino en jefe de la oficina de la gubernatura y posteriormente coordinador de asesores, para regresar a la Ciudad de México, como asesor del Comisionado Nacional contra las Adicciones.

La razón: sus pleitos con Benjamín Robles Montoya, quien al final le ganó la partida, y el partido.

Se regresó a la Ciudad de México, donde ha desempeñado toda su vida política y social, y el 1 de octubre de 2018 Layda Sansores, también ex de Convergencia, lo designó director de Administración de la alcaldía Álvaro Obregón.

De ambos no se sabe cuándo mutaron al Partido Morena pero así se asumen; Layda se fue de candidata a gobernadora de su natal Campeche, por lo que esteva fue designado alcalde sustituto, el pasado 30 de marzo.

Nadie habla de los supuestos logros en la alcaldía Álvaro Obregón, en la Ciudad de México. Pero en su tierra, todos recuerdan sus fracasos, el principal de ellos al frente de la Secretaría de Seguridad Pública, que utilizó para hacer promoción política permanente, pintando hasta las patrullas del color naranja de Convergencia, así como mensajes motivadores en patrullas, bardas y sedes de la SSPO, todo con coloridos detalles de su partido, Convergencia, que después mutó a Movimiento Ciudadano.

El hartazgo llegó a la corporación y el 14 de septiembre de 2014 finalmente estalló un paro de labores, que dos semanas después, logró la destitución de Esteva Salinas.

EL REPUDIO

Desde hace un mes, Alberto Esteva abandonó el cargo en la alcaldía Álvaro Obregón –luego que perder las elecciones con el PAN-PRI-PRD– para venir a hacer proselitismo en Oaxaca, con uso de recursos públicos.

No bien comenzó a hacer presencia en Oaxaca y ya fue repudiado. Días antes del 1 de agosto, como otros aspirantes morenistas, comenzó a difundir la consulta popular, a través de lonas que colgó en distintos puntos de la capital.

Pero más tardó en hacerlo que el Frente Popular Revolucionario en quitar su propaganda y posteriormente, el 26 de julio, las quemó frente a la Casa Oficial de Gobierno.

Apenas el pasado fin de semana inició su periplo por el interior del estado, en la región de la Mixteca.

“Es muy importante que Oaxaca tenga lo que nunca ha tenido en estos años en la actual administración, un gobierno de nativos, de oriundos oaxaqueños, que amen a su tierra…

“Oaxaca necesita un perfil que convoque, que escuche, que haga una propuesta para transformar Oaxaca”, dijo a un medio informativo de Nochixtlán… sólo que el FPR le tiene preparadas varias sorpresas, para desquitarse de la persecución policiaca hacia sus dirigentes.

¿Tiene Esteva alguna posibilidad de ser candidato a gobernador? Ninguna. ¿Tiene capacidad política, presencia en el interior del estado, militantes y seguidores? Tampoco. En lugar de desperdiciar el dinero público, debería regresar y responder a las exigencias de su sucesora, Lía Limón: que entregue cuentas e inicie el proceso de entrega-recepción.

Happy
Happy
0 %
Sad
Sad
0 %
Excited
Excited
0 %
Sleepy
Sleepy
0 %
Angry
Angry
0 %
Surprise
Surprise
0 %